Viajar Libre de Estrés

Viajar es uno de los placeres de la vida, pero es importante planificar cada detalle para asegurarnos de vivir una experiencia agradable libre de contratiempos que puedan generarnos estrés en lugar de relajarnos. Cosas tan simples como unos zapatos que molestan, llegar 1 minuto tarde y perder un vuelo o encontrarnos con un oficial de seguridad amargado en el aeropuerto, podrían arruinarte la maravillosa experiencia que planificaste vivir en tus vacaciones, así que compartiré contigo mis secretos para viajar libre de estrés:

1- Se amigable con los oficiales del aeropuerto: sonreír y responder políticamente las preguntas de seguridad podría traducirse en que ellos hagan mucho más suave el trayecto de tu viaje.

2- Planifica tu tiempo: no seas demasiado conservador cuando estimas el tiempo que te tomará llegar al aeropuerto, o podrías quedar atrapado allí durante horas sin que puedas hacer nada.

3- Siempre realiza el check in de tu vuelo online, imprime tu Boarding Pass y escoge tu asiento por adelantado: esto podría costar un poco más, pero ahorrarás tiempo y podrás escoger un buen asiento. A mí me encanta sentarme junto a la ventana y ver el despegue y aterrizaje, me deleito con la vista sobre las nubes; por otro lado, a mi pareja le gusta estar junto al pasillo, tener la posibilidad de levantarse cuando quiera sin molestar a nadie (sin contar que le da vértigo asomarse por la ventanilla jeje). Cualquiera que sea tu caso, la idea es comenzar con buen pie, ahorrarte tiempo al realizar el check in del vuelo y tener la oportunidad de escoger un asiento donde te sientas cómodo.

4- Cuando sea posible, viaja solo con equipaje de mano: toma una mochila y un bolso de mano y viaja solo con eso, si no puedes meter todo en esas dos maletas reduce lo que sueles empacar. Esto podría evitarte el fastidioso tiempo de espera para recoger tu equipaje y también elimina las posibilidades de que la aerolínea lo extravíe.

5- Elige sabiamente el atuendo con el que viajarás: durante el viaje caminaras muchísimo, te tocará hacer fila en el aeropuerto, pasarás por puntos de chequeo y te expondrás a cambios de temperatura, por lo tanto, lleva zapatos que sean cómodos y puedas quitarte fácilmente en los puntos de chequeo de seguridad, esto aplica también a abrigos, correas y accesorios. No olvides llevar un buen abrigo que te permita mantener una temperatura confortable en el avión.

Y por último recuerda que por mucho que planifiques cada detalle habrá cosas que se escapan de tus manos, lo más importante es llevar tu mente abierta, una actitud positiva y ser flexible, las situaciones inesperadas pueden convertirse en las mejores anécdotas de tu viaje. ¡Todo es cuestión de actitud!

También te gustará:

Pin It on Pinterest

Share This